sábado, 01 noviembre 2014

Boda entre Personas del Mismo Sexo

E-mail

 

El matrimonio, entre personas del mismo sexo, también llamado matrimonio para todos, matrimonio homosexual o matrimonio gay, es el reconocimiento social, cultural y jurídico que regula la relación y convivencia de dos personas del mismo sexo, con iguales requisitos y efectos que los existentes para los matrimonios entre personas de distinto sexo.


casamientoEl matrimonio, entre personas del mismo sexo en los países en que se ha aprobado hasta ahora se ha establecido legalmente mediante la extensión de la institución ya existente del matrimonio a aquellos formados por personas del mismo sexo. Se mantiene la naturaleza, los requisitos y los efectos que el ordenamiento jurídico venía reconociendo previamente a los matrimonios.


Se tiene constancia y documentación de las prácticas homosexuales desde los mismos albores de la humanidad, prácticamente en todas las épocas y las civilizaciones, con diferentes grados de reconocimiento social.


El matrimonio entre personas del mismo sexo otorga a los cónyuges, y a las familias que éstos forman, la igualdad plena de derechos y obligaciones a las que emanan del matrimonio convencional o entre personas de distinto, con el objeto de permitir la constitución de uniones y familias homo parentales estables, y de eliminar toda forma de discriminación y prejuicio hacia los homosexuales.


Actualmente, el debate sobre la legalidad y los alcances del matrimonio entre personas del mismo sexo es uno de los más agitados y dinámicos del mundo occidental. Los opositores a la reforma del Código Civil, opinan que la unión de un hombre y de una mujer es la única definición de matrimonio en tanto que es la base para la procreación. Arguyen que esta definición ha existido por milenios y corresponde a su esencia objetiva, distinguiéndola del resto de pactos de protección mutua con carácter indefinido.


Los círculos, liberales que apoyan el matrimonio del mismo sexo, sin embargo, impugnan dichas críticas, al tiempo que sostienen que no existen razones suficientes que justifiquen privar de la protección que brindan el sistema jurídico o el aparato estatal, a los matrimonios entre personas del mismo sexo, sin incurrir en una forma de discriminación; esto es, la diferenciación injustificada.

 
Red de Sitios Latinos
 
Latinos